La dismetría o diferencia de altura en las extremidades inferiores del cuerpo es la causante de numerosos problemas de salud relacionados principalmente con la espalda y la columna vertebral. Aunque cerca del 70 por ciento la población la sufre y provoca el 80 por ciento de los procesos de escoliosis, los especialistas aseguran que es uno de los problemas muscoesqueléticos más desconocidos de nuestros días. Desde niños a ancianos, todos son susceptibles de sufrirla en cualquier momento.