Mejorar la vida de los más vulnerables es el principal objetivo que Cáritas, el brazo solidario de la Iglesia, el de la Caridad, el del Amor Fraterno. Por ello en estos días que se avecinan, no podemos mirar para otro lado y dejar en el olvido a quienes más necesitan de nuestra ayuda.
 
Hablamos con el nuevo coordinador de Cáritas Arciprestal de Antequera, Manuel Díaz Landa, que está en este cargo desde el pasado mes de septiembre y que como todos los voluntarios de Cáritas, invierte horas de su tiempo en ayudar a los demás, no solo en atención, sino en papeles, trámites, trabajo oculto que se desconoce y que pasa desapercibido en la mayoría de las ocasiones.
 
Navidad, una época en la que la solidaridad debe aflorar, y de hecho, lo hace en Antequera, donde las actividades solidarias se hacen presentes a través de distintas campañas. Por ello es el mejor momento para dar a conocer la labor de Cáritas Arciprestal de Antequera.
 
Quizá, usted, lector, la conoce de sobra, pero nunca es tarde para ofrecerles esa visión nítida del voluntariado que rodea nuestras parroquias, para a partir de entonces, tener una mirada limpia y clara, de su trabajo.Para ello, hablamos con su nuevo coordinador, Manuel Díaz Landa que desde el pasado mes de septiembre está al frente de la siete Cáritas que engloban a toda nuestra ciudad, sucediendo así a María José Frías.
 
Natural de Huelva, bancario jubilado, lleva residiendo en Antequera desde hace 8 años. Conocía nuestra ciudad desde hace tiempo, pero el destino quiso que “una de mis hijas se casara con un antequerano y me enganchó a Antequera para siempre”, nos dice con esa mirada de enamorado de un lugar que lo ha acogido.
 
De nuestra ciudad destacamuchas cosas “todo para bueno” señala, “en primer lugar por su enorme religiosidad y solidaridad, Antequera es muy solidaria. Y en segundo lugar, porque veo que se necesita más formación, para que no exista una diferenciación entre sus habitantes, unos con un buen nivel cultural y otros con una gran necesidad de formación”.
 
En este sentido, la labor de Cáritas Antequera es esencial, de ahí que en los últimos años se estén realizando distintos talleres formativos. “Estamos realizando por tercer año cursos de lectoescritura. Además, vamos a poner en marcha talleres de autoestima, de informática y de costura”, todo ellos, realizados e impartidos por voluntarios que dejan su quehacer diario para ayudar a los demás.
 
La necesidadde voluntarios 
 
A pesar de la gran labor que realizan y de los muchos años que llevan trabajando en nuestra ciudad, Cáritas Arciprestal vive un momento en el que necesita de mayor implicación, de más voluntarios.“Se necesitan voluntarios con conciencia de lo que es Cáritas”, nos asegura, haciendo referencia a esa gran intención que todos tenemos de ayudar, pero que muchas veces lo hacemos sin rumbo o sin sentido. Para ello, en diferentes ocasiones se han hechos cursos de formación de sus voluntarios, para que todos entiendan qué es Cáritas y cuál es su objetivo, que no es más que la promoción de la persona “ayudar a que la persona que lo está pasando mal, salga del bache”, asegura Manuel con contundencia.En la actualidad, Cáritas Arciprestal de Antequera, compuesta por las Cáritas de las parroquias de San Sebastián, Santiago, San Pedro, La Trinidad, El Salvador, San Miguel y San Juan, tiene una cifra aproximada de 40 voluntarios, a los que “se suman los cónyuges voluntarios y familias”, ya que es algo que contagia a todos los que trabajan en ellas.
 
Su labor va más allá de la primera atención, sino que tienen que seguir los casos, estar en contacto con las familias, preparar papeles, administración y coordinación con Cáritas Diocesana. Uno de los puntos más necesarios que encuentran, es “el acompañamiento, necesitamos que no desaparezca, el ayudar a las personas que están solas”.

Ayuda de socios, grupos y Ayuntamiento
Manolo Díaz nos destaca la ayuda esencial que tienen por parte de distintas agrupaciones y colectivos “es de agradecer cómo se vuelcan con nosotros distintas empresas, colectivos, asociaciones, cofradías... Igualmente la ayuda de socios que mensualmente colaboran con Cáritas. Y por supuesto, la relación estrecha existente con los Servicios Sociales del Ayuntamiento”.
 
No podemos olvidar que ayudar al que lo necesita no es ofrecerle dinero o comida, ahí la labor de Cáritas es más que importante. “Nuestro principal objetivo es levantar a la persona del mal momento en el que se encuentra, y posteriormente, darle la formación primordial para que pueda salir hacia adelante”. Todo un proceso de sensibilización para acabar con la desigualdad.
 
Un mensaje paraesta Navidad
 
Dada la época en la que nos encontramos, Manuel Díaz Landa, nos deja un claro mensaje: “Desearía que la gente tome conciencia de lo que realmente celebramos, el qué y por qué vivimos y celebramos la Navidad”.
 
Un llamamiento para nuestras conciencias y no dejarnos llevar por la fiesta, sino estar atentos a lo grandioso que viviremos el día 25 y que debe ser el impulso necesario para tender la mano al prójimo.
 
 
Más información, edición impresa sábado 22 de diciembre de 2018 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).