En los años finales del siglo XV la orden religiosa de los franciscanos observantes decide emprender las gestiones pertinentes para fundar convento en Antequera. Para ello contaban con el apoyo de los Reyes Católicos, Isabel de Castilla y Fernando de Aragón, quienes –mediante una real cédula firmada en Granada el año 1500– autorizaban al Concejo de Antequera la sesión de una gran extensión de suelo, extramuros de la ciudad, en el que poder levantar el nuevo cenobio. Los monarcas, además, aportaban la cantidad de 600.000 maravedíes para una obra que se llevó a cabo entre los años 1503 y 1515.

Octava edición del Nájera Jazz que queda para el recuerdo la vivida durante tres noches en el patio del Museo de la Ciudad de Antequera. La seguridad, las mascarillas, la separación de sillas... todo ha hecho que se viva el jazz de una forma particular, distinta de la acostumbrada con un patio lleno, un Coso Viejo abarrotado de seguidores y con los pies en movimiento.