Este jueves 28 de junio, el portavoz del grupo municipal de Izquierda Unida, Francisco Matas, ha anunciado que el proyecto de apertura de una mina de yeso a cielo abierto que se iba a instalar en Antequera, en concreto, en el Paraje de Valdoyesos, en la carretera de Bobadilla, no se llevará finalmente a cabo tras la renuncia de la empresa, un gigante en este sector, Knauf Gmbhen.

 

Matas ha mostrado su satisfacción por esta noticia, ya que "este paraje tiene mucho valor medioambiental y cuenta con especies protegidas de murciélagos" y, además, "afectaba a patrimonios arqueológicos importantes, muy cercanos a Singilia Barba".

En esta línea, la instalación de esta mina, según Matas, "destrozaba uno de los principales atractivos en el ámbito del medio ambiente en la provincia, ya que es uno de los pocos paisajes cársticos y yésicos que existen".

El concejal de Izquierda Unida ha definido este proyecto como un "desastre medioambiental" y ha asegurado que los puestos de trabajo que se iban a crear eran "indirectos" y "no iban a revertir económicamente en nuestra ciduad".

Asimismo, Matas ha reivindicado el trabajo realizado desde el grupo municipal de Izquierda Unida: "Hemos llevado a cabo una campaña de recogida de firmas en change.org, con 598 firmas recogidas, y hemos realizado una presión social y jurídica que ha tenido resultado, también contando con el apoyo de la Federación Andaluza de Espeolología". Más información, edición impresa sábado 7 de julio de 2018 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).