Ya está aquí. Por fin, la nueva Ley de Protección de Datos verá la luz. Pero no sin polémicas. Quizá una de las partes más controvertidas, sea la monitorización de redes sociales por partidos políticos, con el fin de mandarte propaganda electoral. Me explico, imaginemos que tienes una empresa, y que decides recopilar emails de páginas webs y monitorizar las Redes Sociales, con el fin de realizar perfiles de personas que puedan comprarte, y en base a ello mandar miles, millones de emails.

 

Algo que por otro lado no sería muy caro. Pues bien, tu empresa tendría un grave problema, puesto que estaría remitiendo publicidad no solicitada, sin el consentimiento de las personas, y además el realizar perfiles te llevaría a otras cuestiones, horizonte oscuro para ti. Ahora, si en vez de una empresa eres un partido político, esto es perfectamente legal. ¿Cómor? Pues eso.

 

El polémico artículo 58 bis ya está aquí, este artículo permite a los partidos políticos (y también a las agrupaciones electorales) que puedan monitorizar tus opiniones políticas en redes sociales, páginas webs... de forma que una vez que ya saben tus opiniones, puedan mandarte propaganda electoral (en época de elecciones), sin que tú la hayas pedido y por cualquier medio, ya sea publicidad en redes sociales o envío de millones de emails.

 

Y tú no has tenido que dar el consentimiento, no hace falta, porque ellos tienen interés público y esto no es publicidad... jeje.En Italia, Francia e Inglaterra esto no es posible sin consentimiento, pero lo preocupante no es que se puedan enviar millones de emails sin consentimiento, sino que los partidos políticos van a tener bases de datos con millones de personas, agrupadas por ideología, esto sí da miedo.

 

Para no faltar a la verdad, todos los partidos políticos se pusieron de acuerdo para esto (mira una vez que se ponen de acuerdo), menos Podemos, y será una cuestión que tarde o temprano llegara al Tribunal Constitucional, e incluso desde Europa tendremos que dar alguna explicación a este original artículo. La excusa de evitar manipulaciones como la de Cambridge Analítica y el caso Facebook, no pueden llevarnos a estas decisiones, veremos cómo evoluciona el tema y yo os lo contare. Como siempre podéis encontrarme en redes sociales por mi nombre Iván González Moreno y tenéis mi email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..