Los antequeranos pudieron volver a salir a la calle el sábado 2 de mayo, tras 45 días de confinamiento, en el primer día permitido para pasear desde primera hora de la mañana.