Dos años después, el UMA Antequera vuelve a ser equipo de Primera y únicamente tres son los jugadores que se mantienen en la plantilla que consiguió el ascenso hace ahora tres campañas: Miguel Conde, Óscar y ‘Crispi’. El regreso a “la mejor Liga del mundo”, así la define Moli, es fruto de un proyecto único en el que se compatibiliza formación y alta competición.

 

Quintos en Liga y sector de promoción

Si echamos la vista atrás el triunfo del UMA Antequera se saborea mejor. En una de las ligas de Segunda más competidas que se recuerdan en los últimos años, donde ha habido representación de hasta tres equipos andaluces (Betis, Córdoba y Málaga), la escuadra de Moli consiguió cambiar su dinámica negativa del inicio de temporada para concluir el campeonato en quinta posición y certificar el pase a la liguilla de ascenso en el último partido de la temporada frente al Córdoba.

Puertollano en semifinales

Si la Liga estuvo disputada, no menos competida fue la primera eliminatoria de ascenso a Primera División.Los universitarios tuvieron que enfrentarse en primera ronda al Puertollano, uno de los equipos revelación de la temporada.

El primer partido fue para los rojillos, que acabaron doblegando a los antequeranos en Ciudad Real para sumar el primer punto en la tanda de penaltis.

Con el global en contra, los de Moli se confinaron al Argüelles para levantar la eliminatoria y forzar el tercer partido. Y así fue. Aunque costó sangre, sudor y lágrimas, el UMA Antequera empató el choque en la recta final del segundo encuentro y acabó superando al Puertollano en la prórroga, para empatar la eliminatoria. 

Con una plaza en juego para la ‘gran final’ frente al Betis, equipo que resolvió su eliminatoria en dos partidos. Antequeranos y manchegos se volvieron a ver las caras en un tercer y definitivo encuentro, que se antojaba complicado viendo los precedentes.

El azar y el aliento del Argüelles incentivó que el UMA lograra imponerse al Puertollano en la tanda de penaltis para pasar a la final.

 

‘Gran final’ frente al Betis

Motivados y con la moral por las nubes, los universitarios se comieron al Betis en Sevilla para encarrilar la eliminatoria, endosándoles un contundente 2-6 en Amate. Con el ascenso a un partido, los antequeranos no se amilanaron en casa frente a los béticos y resolvieron la eliminatoria por la vía rápida (4 a 1), firmando su regreso a Primera División dos temporadas después.

Más información, edición impresa sábado 9 de junio de 2018 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie(suscripción).