A pesar de no ser un deporte de masas como el fútbol o el balonmano, cada vez son más los que practican escalada. Un apasionado de este deporte es el antequerano de 48 años, Antonio Ángel Cabanillas García, quien consiguió junto a su compañero de cordada Juanma García, hacerse con el primer puesto en su categoría en el III Rally 12 El Chorro y con el equipo andaluz en la Liga Nacional de Escalada. 

Sobre este duro rally Antonio nos explica: “El Rally consiste en una prueba que comienza bastante temprano, sobre las 7,30 o 8,30 de la mañana y consiste en 12 horas de escalada en las que tienes que realizar toda las vías posibles. Terminar una vía, bajar corriendo, comenzar otra dependiendo del sitio donde se celebre, ya que algunas son paredes más largas y otras más cortas, entre 100 y 350 metros que tienes que estar escalando durante todo el día. Es una prueba que se celebra durante todo el año y en toda España”.

Por otro lado, este dúo de valientes escaladores fueron distinguidos en la VII Gala del Montañismo Andaluz el 26 de noviembre en el Salón de Actos del Rectorado de la Universidad de Córdoba, donde se les reconoció su trabajo de todo un año como primeros clasificados en la final de la Liga de Rallyes de Escalada FEDME en la categoría veterano masculina.
 
Cabanillas, que escala desde que tenía 12 años, ha hecho frente a muchas paredes en diferentes montañas, pero él siente predilección por: “A lo largo de todos los años que llevo escalando, a lo que más consideración le tengo ha sido a la repetición de las cinco vías más importantes de Alberto Rabadá y Ernesto Navarro que fueron dos escaladores de élite fallecidos que trazaron recorridos bastante complicados para su época y que hoy día incluso siguen siendo retos importantes. Con mi otro compañero de cordada, Rafael Artacho,  hicimos cinco de las más importantes vías de estos escaladores como el ‘Naranjo de Bulnes’, el Pirineo en Ordesa y ‘Mallos de Riglos’.

Proyectos, patrocinio y afición a la escalada
Aunque los años pasan la ilusión por seguir escalando permanece y Antonio Cabanillas, quien cuenta con el apoyo de su familia ya está pensando en cuáles van a ser sus próximos retos: “Mi compañero y yo llevamos haciendo cordada bastante tiempo. De momento seguimos escalando y preparándonos para ver que nos da el próximo año. De momento escalar es lo único que nos preocupa y de momento no tenemos calendario”.
 
Sobre la falta de patrocinio en este tipo de deportes Cabanillas señala: “De la escalada no se puede vivir. Aunque no tenemos patrocinadores hemos contado con bastante apoyo de comercios de Granada y un patrocinador que nos proporciona los ‘pies de gato’  y de la Federación Andaluza de Montañismo por supuesto”.
 
Antequera siempre ha sido una ciudad con mucha afición a la escalada: “Me consta que hay mucha afición aquí a la escalada de hecho tenemos grandes montañas alrededor y bastantes zonas importantes de escalada: El Chorro, El Torcal, Archidona, Villanueva del  Rosario, Villanueva de la Concepción…”.
 
Potenciar la escalada en Antequera 
“Debería moverse más en la medida en que la escalada ha pasado a ser este considerado  deporte olímpico y debería de darse más apoyo que el que se les está dando. Sé que hay un rocódromo en el pabellón, pero no se ha llegado a celebrar ninguna prueba, pero tiene potencial para poderse realizar”, explica Cabanillas. Un antequerano que siente pasión por la montaña y quien asegura que mientras el cuerpo aguante seguirá disfrutando de ello.