El lunes 10 de junio tomábamos esta fotografía en la Plaza de San Francisco frente a la iglesia de los Estudiantes, donde pudimos ver un banco al que le faltaba una de las tablas superiores de su espaldar.
 
Este jueves 20 seguía sin arreglarse, con el peligro que conlleva si una persona se sienta en el mismo sin percatarse de que falta una parte del mismo.
 
Más información, edición impresa sábado 29 de junio de 2019 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).