Se precisaba desde hace tiempo y por fin en calle Calzada encontramos dos bancos situados en la puerta del Centro de Día para Jubilados. 

Son numerosas las personas mayores que pasan por este espacio, además de que tienen delante una parada de autobús y taxi que carecían de marquesinas para la espera. Una buena iniciativa que debe seguir por otros lugares.