Todo apunta a que entre este martes 15 y miércoles 16 de enero, Andalucía tenga nuevo presidente: el popular Juanma Moreno. Llega como un “rey mago” que supondrá el cambio en la Junta de Andalucía, que hasta ahora gobernaba el PSOE.

 

Un cambio en el que los “perdedores”, aún no asumen y algunos de ellos proponen manifestaciones y repulsas ante el “tercer” socio del pacto que es Vox, partido de ultraderecha (para algunos algo que no se tendría que permitir al ser un paso atrás por sus ideales; para otros el ala opuesta a Podemos; y para otros tantos lo que dejó de ser el PP para irse al centro).

 

Como los Reyes Magos, Juanma Moreno y su doble pacto de gobierno (con Ciudadanos y con Vox) traerán cambios, que suponemos que serán como el “incienso” de Sus Majestades. Mucho “miedo” a Vox, multitud de declaraciones de los que se van y voces de alerta de lo que creen que pueden hacer en el “giro” a la derecha.

 

Esperamos que ese incienso sea más de “boca” y de palabra que de hechos. Ni el PSOE desde Madrid, por ejemplo, eliminó la Semana Santa; ni el PP, desde la capital, volvió a hacer fiesta el día del Corpus o el de Santiago, por decir dos ejemplos que aún creen que PP y PSOE son como la noche y el día, aunque cada vez vemos que hay más parecidos que diferencias.El cambio, creemos, que hasta ahora solo el PSOE encontraba con quién pactar (IU, Podemos o Ciudadanos) y ahora el PP tiene nuevas alternativas (Ciudadanos y Vox), dejando a un lado los nacionalistas.

 

Tras el incienso, la mirra, la tierra. Las consejerías, direcciones generales y empresas públicas dejarán en el “paro” a personas afines al PSOE que pueden llevar casi cerca de 40 años viviendo de la política. Esos puestos quedarán vacantes y darán paso a miembros de los partidos en el poder.

 

¿Quiénes serán los nuevos Paulino Plata, Rosa Torres, Ruiz Espejo, Jesús Romero...? ¿Habrá algún concejal del PP entre ellos que deje su puesto antes de las Municipales?Y “oro”, el bien preciado. Suponemos que igual que Luciano Alonso prometió solventar el problema del Palacio de Ferias si ganaba Javier Duque, el inminente presidente andaluz, Juanma Moreno, concederá varios deseos al alcalde Manuel Barón. Lo de la segunda ambulancia lo vemos evidente.

 

¿Se solventarán de inmediato temas como el del Palacio de Ferias, pista de atletismo, ronda de circunvalación  o Consejo de los Dólmenes?Ya sea “incienso”, “mirra” u “oro”, prevemos que este cambio en Andalucía va a ser un revulsivo para las Municipales, donde Antequera volverá a estar en el mapa andaluz como cuando lo fue en los 90 con el PSOE.Bienvenidos sean por tanto los inminentes “Melchor”, “Gaspar” y “Baltasar” de la Política, que Andalucía quiere a “magos” y menos Herodes que hagan del incienso una fórmula por la que no se vea el “oro” que se pierde en esta “mirra” de rica tierra que tanto debería de sumar y decidir en todo el territorio español.

 

Habrá que estar atentos a los cambios en las políticas municipales en torno a la actuación de la Junta de Andalucía y si Moreno encarga a algún antequerano alguna misión importante en su “reino de taifas” que empezará a desarrollar en días.Soluciones clama el pueblo ante necesidades adversas estancadas en esta “mirra”, sin necesidad de mucho “oro”, pero sin el “incienso” al que nos suelen disponer en esta locura de vida política de este siglo XXI. Habrá que esperar y ver los 100 primeros días...