Juan Paradas, de Mollete San Roque, una de las dos empresas promotoras de la Asociación Pro-Mollete de Antequera, comunica que "ante los ataques interesados de determinados fabricantes de pan contra la propuesta que actualmente se encuentra en trámite de registro en Bruselas, para obtener el reconocimiento definitivo de la Indicación Geográfica Protegida (IGP) “Mollete de Antequera", la Asociación lleva trabajando 15 años, de manera ininterrumpida para conseguir elevar un producto tan tradicional como es el Mollete de Antequera, representado en el seno de la Asociación Pro-Mollete de Antequera, por generaciones de fabricantes, frente a los que se han apropiado del nombre Mollete de Antequera sin ser un producto ni siquiera parecido, ni demostrar una trayectoria histórica de su elaboración y comercialización".

"En el año 2004, tras una convocatoria por parte de Exmo. Ayuntamiento de Antequera, se reunieron un total de 18 fabricantes del sector del pan de la que varios no eran fabricantes deMollete de Antequera", añaden.

Por otro lado señalan: "Después de estos años, solo han llegado hasta este punto del camino dos productores, que tras un gran esfuerzo, tanto de tiempo como económico y con la ayuda de profesionales y centros de investigación externos, especialistas en panificación y caracterización de productos agroalimentarios tradicionales, han conseguido que la tramitación de la IGP Mollete de Antequera esté en su última fase".

Por último aseguran que: "Desde esta Asociación, queremos dejar claro que, en ningún momento se ha querido excluir a ningún fabricante. Una vez que se consiga tramitar con éxito, y se consiga llegar al reconocimiento definitivo de la IGP, todo aquel elaborador de Molletes de Antequera que cumpla el pliego de condiciones podrá entrar en el futuro Consejo Regulador, y por tanto hacer uso del distintivo de la IGP Mollete de Antequera en el producto que cumpla el Pliego de Condiciones". 

Más información, edición impresa sábado 11 de mayo de 2019 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).