El Portichuelo abrió en la noche del 16 de noviembre las puertas de 400 años de devoción hacia los titulares de la Cofradía del Socorro de Antequera, donde los directivos Eugenia Acedo y Daniel Herrera pusieron la voz y el sentimiento para desvelar la obra de arte del artista Javier Aguilar Cejas, que ha sabido plasmar lo que significa para Antequera la Virgen del Socorro, la Madre de Dios de Antequera, en una obra muy aplaudida.

A las 20 horas comenzó el acto en la iglesia de Santa María de Jesús, contando con la introducción musical del grupo Euterpe, en una convocatoria que contó con la presencia del alcalde de la ciudad, Manuel Barón, junto al arcipreste, el sacerdote Antonio Fernández, que acompañaban a la directiva dirigida por su hermano mayor, Antonio Cabello.

 

 
 
 
 

Dos jóvenes pregoneros de 400 años de devoción en la Cofradía del Socorro

La Cofradía de Arriba apostó por el talento de su directiva, confiando en que Eugenia Acedo y Daniel Herrera, ofrecieran un pregón para desvelar el Cartel del 400 Aniversario de la Cofradía del Socorro, obra del pintor de Puente Genil, Javier Aguilar Cejas.

Nada más comenzar, Eugenia y Daniel, Daniel y Eugenia, comenzaron a narrar la Historia de la Cofradía el Socorro como si fueran la voz de todos los devotos del Nazareno y y de la Virgen, bajo a protección de la Cruz de Jerusalén, tanto de los que estuvieron, como los que están y los que formarán parte de ella.

Entre ambos, fueron alternando la presentación que comenzó con su historia: "400 años. De 1620 a 2020. Cuatro siglos de fe y tradición alrededor de unos Sagrados Titulares a los que hoy día continuamos venerando. Es motivo más que suficiente para que la Archicofradía de la Santa Cruz de Jerusalén se prepare para vivir unos actos históricos, doce meses de conmemoración de un hito trascendental para Antequera".

Más allá de este 1620, "es fundamental retrotraerse en el tiempo hasta casi un siglo antes, cuando en el año 1527 los frailes Terceros  fundaron en Antequera, en este barrio del Portichuelo, una cofradía con el título de Jesús Nazareno, que todos los años procesionaba en las mañanas del Viernes Santo. Al poco tiempo compraron los cofrades el sitio para su capilla".

Así las cosas, "sucedió que al establecerse los Padres Dominicos en nuestra ciudad, con fecha 24 de Agosto de 1586, en virtud de un privilegio de Su Santidad Pío IV, en el que les facultaba a agregar a sus iglesias todas las cofradías del Nombre de Jesús, entablaron un pleito con la cofradía de Jesús Nazareno reclamándola para sí, lo que realmente consiguieron a la altura del año 1617, haciéndose cargo de los enseres cofradieros y dando por terminados los días de la misma". 

En la edición impresa del sábado 23 de noviembre le ampliaremos información del acto, pero le adelantamos que fueron recorriendo la historia de devoción de cada uno de los titulares, con selección de poesías y oraciones a las imágenes devocionales.

 

 

Una gran obra de Javier Aguilar que será la bandera del 400 Aniversario de la Cofradía

Momento de presentar el Cartel, que se mostraba allí como lo que se celebra: algo grande, tapado por un damasco rojo. Fue cuando hablaron del autor y su obra, "un auténtico prodigio de agilidad en el trazo, de perfección en la ejecución, y de construir un discurso para anunciar 400 Años. Un cartel, en mayúscula, a la altura de la conmemoración".

Para descubrirlo, llamaron a su autor, Javier Aguilar, así como al hermano mayor Antonio Cabello y al hermano mayor honorario, Gonzalo Ruiz Rojas, quienes descubrieron el Cartel, ante la sorpresa, admiración y fuertes aplausos de los presentes. 

Los pregoneros lo describieron como un Cartel donde "la ciudad antigua se sitúa ante la Señora, en una Ascensión Gloriosa desde su Atalaya Portichuelera. De fondo, cómo no, la Peña de los Enamorados hacia la que cada Viernes Santo dirige su mirada en su bendición a los enfermos que reposan en el Hospital".

Como elemento propio de su Realeza, "la Corona de Coronación, símbolo absoluto de la Virgen del Socorro que luce con estampa añeja afortunadamente recuperada en la última década y que le aporta una esencia única. El verduguillo, con el manto negro abierto para que se aprecie con todo su esplendor su rostro, nos deja ensimismarnos ante tanta belleza".

Y concluyeron fusionándose las dos voces magistrales, la de Eugenia Acedo y Daniel Herrera, exclamando:

"Dame, Madre del Socorro, una familia llena de bondad,

Como esta mi cofradía, con la que siempre puedo contar.

Dame, Madre del Socorro, 400 años más,

400 años para darte gracias, por bendecirnos sin parar.

Dame, Madre del Socorro, 400 años más,

400 años para que esta devoción llegue al más allá.

Dame, Madre del Socorro, 400 años más,

Que Cristo siga triunfando en esta España sin dudar. 

Dame, Madre del Socorro, 400 años más,

Que Antequera te necesita sin tardar,

Dame, Madre del Socorro, 400 años más,

Que este mundo, que te adora, quiere verte por siempre reinar,

Dame, Madre del Socorro, 400 años más,

Que pocos me parecieron, pocos para tu reino evangelizar,

Dame, Madre del Socorro, 400 años más,

Dame, Madre del Socorro, 400 años de hermandad".

Siendo gratificados por una fuerte ovación al finalizar la presentación y recibiendo los tres protagonistas un detalle de parte de la Cofradía del Socorro. Tras este acto, el sábado 23 de noviembre, el cardenal y arzobispo emérito de Sevilla, Amigo Vallejo, presidirá el pontifical inicial en la misma iglesia a las 19 horas. Y para el 2020 se prevé un gran programa de actos conmemorativos.

 
 
 
Más información, edición impresa sábado 23 de noviembre de 2019 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).