La Cofradía de Servitas ha cerrado las salidas de las procesiones del Jueves Santo, con la suya a partir de las 20,30 horas de hoy en Antequera.

Ha llamado la atención de la peana de camarín del Cristo Caído, que la ha llevado extraordinariamente de nuevo, tras su restauración, siendo la última vez que la llevó en 1955.