La Cofradía de la Pollinica ha efectuado su procesión anual en un Domingo de Ramos con agradable temperatura primaveral, en la que los tres tronos de la Cofradía de San Agustín han pasado por las calles del centro de la ciudad.

A las 18 horas, abría sus puertas el templo de la calle Infante don Fernando, para la salida de los tres tronos, en el orden de Jesús a su Entrada en Jerusalén, el Señor Orando en el Huerto de los Olivos y la Virgen de la Consolación y Esperanza.

Bajaron directamente por el tramo peatonal de Lucena, para seguir por Cantareros, San Luis e Infante don Fernando, encerrándose a las 21,15 horas.

Procesión notable, puntual en horarios, aunque lenta en la calle. Ha sido probablemente, el último año de Manuel Sotomayor Sánchez al frente de la Pollinica, tras 17 años como hermano mayor.

Destacado variado adorno floral, nueva forma de vestir a la Virgen de la Consolación y Esperanza. "Santa Cruz" de Mollina abría el cortejo y lo cerraba la Asociación Juvenil "Miraflores" de Málaga, en un acertado giro musical del Domingo de Ramos.

Hubo luto en la procesión por la muerte de dos hermanacos, el padre de unos hermanos y de Antonio Checa Cordón, el gran artista y cofrade humano de nuestra Semana Santa.

Se inicia la Semana de Pasión en Antequera con la salida de la iglesia de San Agustín de la Cofradía de la Pollinica que en estos momentos realiza su desfile procesional por calle Cantareros.

Puntuales al horario establecido se abrían las puertas del templo para comenzar con la procesión organizada desde su interior encabezando ésta la cruz guía. Posteriormente hacían lo mismo, estandartes, ciriales, niños vestidos de hebreos con palmas y así hasta que realizó la salida del trono de Jesús a su entrada a Jerusalén, tras éste, Jesús Orando en el Huerto y para cerrar la Virgen de la Consolación y Esperanza, que lo hacía con una importante y cuantiosa lluvia de pétalos ofrecida por las mujeres de la cofradía. El resto del cuerpo procesional estuvo formado por penitentes, acólitos con dalmáticas, campanilleros de lujo y mujeres vestidas de mantilla española.

El Nazareno de la Sangre abrió la Semana Santa de 2010 con su Vía Crucis al Cerro de la Cruz este Viernes de Dolores, 26 de marzo, en el año de las Bodas de Oro de Los Estudiantes, entrando al interior del templo patronal de Santa Eufemia por su Sexto Centenario.

La Cofradía que hoy preside Francisco González Rodríguez, recuperó en el 2000 y decidió hacer cada 5 años, subir el Cerro de la Cruz, iniciativa que realizó este viernes 26 de marzo a partir de las 23,30 horas desde la iglesia de San Francisco.

El recorrido que realizó rezando las estaciones fue: San Zoilo, Acera Alta, Martín de Luque, San Pedro, Cambrón y Villate, Hornos, Centinela, Juan Cascos, Polilla, Alta, Callejón Alta, Fuente, Fuente del Depósito, Depósito, y Ermita de la Vera Cruz. Y desde allí bajó por Depósito, Fuente, Cantera, Cerretes, Cuesta de Archidona, iglesia de Santa Eufemia, Carrera de Madre Carmen, Cristo de los Avisos, Plaza Fernández Viagas y Plazuela de San Zoilo.

Cofradías y grupos parroquiales rezaron las diferentes estaciones, en los puntos establecidos. Una cruz parroquial, el guión y ciriales abrían el cortejo, seguido de un grupo de acólitos con dalmática. Tras ellos, el trono del Nazareno, digirido por Juan Antonio Castilla Luque y llevado por hermanacos con la banda verde. Tras Él, devotos y cofrades en este piadoso Vía Crucis, que evoca a las procesiones que realizaban los flagelantes con el Nazareno hace siglos.

Buena temperatura, agradable noche, en la que quienes acompañaron a Cristo, vivieron una experiencia diferente, pura, cofrade, llena de sentimiento. La imagen iba con túnica de terciopelo, cruz de plata y carey y corona de espinas.

Emotiva la llegada al templo de Santa Eufemia, donde las monjas rezaron a Nuestro Padre al entrar, en un momento histórico, en el que fue en busca de la Santa, que aguardaba frente al cancel, en el retablo de la Virgen de los Dolores.

Cerca de las 4 de la madrugada, la comitiva llegaba al templo franciscano de regreso, tras rezar el Vía Crucis hasta el Cerro de la Cruz, en este año tan especial para Antequera.

Bobadilla Estación comenzaba este Viernes de Dolores la Semana Santa con la procesión del Cristo de las Almas y de la Virgen de los Dolores. Como de costumbre, devoción y fervor popular se dieron cita en el pueblo para acompañar un desfile procesional que cada año congrega a más vecinos. Como novedad este año, hay que destacar las nuevas peanas en color plata que se han colocado al trono del Señor para sostener los faroles.

 

Este viernes 26 de marzo, Viernes de Dolores, Bobadilla Estación se echaba a la calle para acompañar al Cristo de las Almas y a la Virgen de los Dolores, los sagrados titulares de la cofradía que preside Francisco Cano Gavilán.

A las 19,30 horas se celebró una solemne Eucaristía, presidida por el capellán salesiano Ventura Cruz Paiz, que estuvo acompañada musicalmente por el coro de Humilladero.

Seguidamente, en torno a las 22 horas comenzaba el desfile procesional desde la iglesia de los Dolores por las calles del anejo antequerano con un itinerario algo diferente: Plaza Virgen de los Dolores, calle Nueva, calle de La Cruz y carretera. 

En lo que se refiere al acompañamiento musical de la procesión, acudió la Banda del Buen Suceso, de la localidad sevillana de Los Corrales que acompañó tanto al Señor como a la Virgen. 

Ya puede adquirir el número extraordinario de la Semana Santa de Antequera de 2010 que contiene un libro, 3 DVD´s, el Pregón de 2010 y tres sorpresas con motivo del Sexto Centenario.

No se quede sin él, porque además se incluye en él entrevistas y reportajes inéditos, así como actos del Sexto Centenario.

La Cofradía de La Soledad celebró su triduo desde el jueves 11 al sábado 13 de marzo, con misas el primer y último día en El Carmen y con un Vía Crucis de la Quinta Angustia el viernes 12 que salió desde Santa Eufemia por los actos del 2010.

El Vía Crucis partió a las 20,30 horas desde el templo patronal, tras la oración del padre carmelita Antonio Jiménez, que acompañó en todo el recorrido, y los cánticos de las monjas Mínimas.

Abría la comitiva un grupo de acólitos con cruz parroquial, ciriales e incensiarios. Tras ellos, el trono de la Quinta Angustia, dirigido por José Molina López, y portado por jóvenes cofrades con traje oscuro. Detrás, religiosas franciscanas, cofrades, devotos y vecinos del barrios del Carmen.

Tras el templo patronal, recorrieron la Carrera de Madre Carmen, Descalzas, Cuestas de los Rojas y El Carmen. Entraron por la Casa Hermandad de la Cofradía del Santo Entierro.

Desde que la imagen titular no sale en Semana Santa, la cofradía organiza un Vía Crucis por su barrio, pero este año por el Sexto Centenario, han decidido que saliera desde el templo patronal de Santa Eufemia, para unirse a los actos organizados por su comisión.

 

La Cofradía del Miércoles Santo comunica a sus penitentes que del 26 al 30 de marzo, podrán recoger los cirios para la procesión, en el local adjunto al Edificio de Bouderé, según nos comunica su hermana mayor Trinidad Calvo Gómez. El horario es de 11 a 14 y de 17 a 20 horas, con un donativo de 3 euros.

La Basílica del Dulce Nombre de Jesús y María Santísima de La Paz celebró el Triduo de la Cofradía de "Abajo" del jueves 4 al sábado 6 de marzo.

Al término del último día, la Cofradía quiso agradecer la colaboración de Joaquín Orozco Ruiz y Eulalia Fernández Fernández, quienes ha sufragado las nuevas andas de aluminio del trono del Cristo de la Buena Muerte. Él recibió una placa y su esposa un ramo de flores.

 

La Agrupación de Cofradías distribuirá entre las cofradías unos dispositivos de cartón para que los penitentes los coloquen en las velas y la cera no caiga en el suelo, evitando la suciedad y caídas de los peatones durante los días de la Semana Mayor. El Ayuntamiento los ha preparado y se difundirá una campaña para concienciar a las personas que los utilicen y que no bajen las velas al suelo, ya que no es necesario y con ello se gastan antes y se ensucia más.

El espacio cofrade "Bajo Palio" de Canal Sur se desplazó al Teatro Municipal Torcal este martes 16 de marzo por la noche, para grabar el espacio dedicado a las cofradías de la provincia de Málaga. Entrevistaron al alcalde de la ciudad Ricardo Millán, el presidente de la Agrupación Francisco Ruiz, entre otros cofrades y oyentes.

La Cofradía del Lunes Santo celebró su triduo cuaresmal desde el lunes 15 al miércoles 17 de marzo con tres misas en la iglesia de San Francisco, sin celebrar el Vía Crucis del Cristo Verde el último día.

El párroco aconsejó no duplicar Vía Crucis en una semana, ya que el próximo Viernes de Dolores está el extraordinario del Nazareno de la Sangre, por lo que decidió no celebrar este año el del Cristo Verde, que viene cerrando el triduo cuaresmal.

Las tres imágenes titulares presidieron tres altares en el presbiterio, con el Cristo Verde en la parte central con el techo de palio de la Virgen de la Vera Cruz de fondo.