Vayan aquí estas pequeñas notas de agradecimiento y nuestro deseo que lleguen a las máximas personas posibles, para dar las gracias de corazón a todos los que de una forma u otra han contribuido que Confecciones Puche haya estado abierto más de sesenta años... 

 

Llegó el momento del cierre, pero no quisiéramos pasar sin agradecer tantos años fidelidad, de apoyo, porque sin nuestros clientes, no hubiera sido posible todos estos años de existencia, donde además de trato comercial ha habido un trato muy personal de amistad y donde quedan muchos amigos. En el nombre de mis padres (Pedro Puche y Conchita Manzano que fueron los fundadores) y en el mío propio las más sinceras gracias.


INMACULADA PUCHE MANZANO