El Balonmano Iberoquinoa Antequera suma dos nuevos puntos en casa al ganar por 29 a 23 al Zamora Rutas del Vino, en la jornada cuarta disputada en la tarde del sábado 17 de octubre en el Pabellón Fernando Argüelles.

 

Pero el resultado no deja de ser un espejismo. El conjunto antequerano tuvo que sufrir y esperar a que el rival bajara los brazos y se fuera del partido para conseguir avanzar en el marcador y lograr la victoria final. No fue el mejor partido local, pero al final, la experiencia y ver que el partido se iba, hizo reaccionar al conjunto verde.

La primera parte se inició de tú a tú entre ambos conjuntos, aunque quizá el Zamora salió más a por todas, dejando al Iberoquinoa que llevaran el peso del partido, todo, porque no le salían las cosas a los de Lorenzo Ruiz. En estos primeros 30 minutos sólo contaron con una ventaja en el minuto quince y hasta el final, nada más entrarían tres tantos más para la diana local. El 11 a 12 al descanso fue el reflejo de que algo no iba bien.

El Zamora, en la reanudación, continuó con su partido; presionando al rival, buscando lanzamientos desde los laterales y teniendo una gran defensa que bloqueaba todos los disparos del Antequera. Ruiz Orellana tuvo que pedir tiempo muerto al poco de comenzar, ya que el rival había cogido un colchón por delante de hasta tres tantos.

Poco a poco, con la presión y frialdad en el ambiente de una afición que no veía reaccionar a los suyos, el banquillo antequerano se centró en los mejores hasta el momento, para que ellos llevaran el peso del partido, JIménez, Chispi, Del Castillo y Soto. También comenzaron a soltar el brazo, que parecía estar retenido por su propia fuerza interior. El rival comenzó a notar el desgaste de sus mejores, la defensa antequerana se empleó más a fondo y ya comenzó a encajar el encuentro.

En el 44 llegarían las tablas al marcador y aquí comenzó a despegar un Antequera al que le costó sentirse cómodo frente a un muy buen Zamora, que quizá le vino la "pájara" en el peor momento del partido, cosa que supieron aprovechar los antequeranos para pisar el acelerador y llegar a ese 29 a 23 final que les dió una victoria, eso sí, nada fácil.

 

Ficha técnica:

FIberoquinoa Antequera: Diego Moyano; Nacho del Castillo (5); José Antonio JImenez (5); Fernando Moreno (4); Cristóbal Ortega (1); Chispi (4); Alberto Castro (3). También jugaron: Fran Alarcón, Adri Santamaría (2); Luis Castro, Nacho Soto (4), Isaac García, Juanma Cabrera (1) y Francis Morales.

Zamora Rutas del Vino: Miguel Garrido; Aravena Oliver (5); Cubillas (3); López Pérez (4); García Carballo (1); Jaime González (5); Samudio (1). También jugaron: Luis Posado; Fernando Ruiz; A. Sánchez; De la Fuente; Jorge Martín; García Magariño; Raúl Maide; Horcajada; Marcos Páez y Sarasola (2). 

Árbitros: Juan María Sanmartín y Álvaro García amonestaron con amarilla a Jiménez, Fernando Moreno y Nacho Soto; y a los visitantes Sánchez. Excluyeron a Ortega por parte local y a los  visitantes Aravena Oliver; Horcajada, Sánchez y Sarasola.

Parcial cada 5 minutos: 3-4; 5-6; 8-7; 9-9; 10-11; 11-12 (descanso); 14-13; 15-17; 19-19; 22-21; 25-22; 29-23 (final).

Incidencias: Jornada 4 en el Pabellón Fernando Argüelles ante 400 espectadores.

Más información, próximas ediciones www.elsoldeantequera.com y de papel, el sábado 17 de octubre de 2020 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).