La céntrica calle Duranes concluye su reforma y desde hoy luce su nuevo aspecto dotada de bancos y maceteros ubicados en el centro de la calle peatonal. "La principal arteria comercial de la ciudad ha concluido su obra con una inversión de unos 200.000 euros", expresa Manuel Barón. 

 

"Debido a las instalaciones de gas natural la obra ha sufrido un pequeño retraso", explica Barón, ya que la finalización de la obra estaba prevista para abril y no ha sido hasta la presente semana cuando ha terminado de ejecutarse. La obra que comenzó en febrero, ha sido dificultosa "porque ha continuado abierta al paso peatonal durante todo el proceso". 

 

Manuel Barón ha señalado la revalorización del comercio como principal objetivo de la reforma, y por ello esta previsto que se remodelen algunas calles cercanas al denominado centro comercial de la ciudad.  

Por su parte el concejal de Obras, José Ramón Carmona, ha explicado que la obra es "cien por cien accesible". El material empleado, mármol travertino, elegido especialmante como material poco resbaladizo es el elegido para la nueva imagen de calle Duranes. Por otro lado, se han elegido empresas locales para el asesoramiento y colocación del mobiliario urbano. En total cuatro islas de bancos y maceteros componen el mobiliario urbano, que se encuentra anclado al suelo. "Estamos ante una de las calles más elegantes de Antequera" destaca Carmona. 

Más información, edición impresa sábado 22 de junio de 2019 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).