Las reservas del Nacimiento de la Villa están garantizadas “por gravedad” para los próximos meses. Así lo han confirmado en la mañana de este martes, el regidor municipal, Manuel Barón, el teniente de alcalde y consejero delegado de Aguas del Torcal, Juan Álvarez y su director técnico, José Manuel Barrientos, en una visita al Manantial Natural.
Según han explicado, la lluvia de los últimos días, unos 300 litros por metro cuadrado en El Torcal, junto con las nevadas de enero y febrero en el Paraje Natural, propiciaron que este lunes se abrieran de nuevo las compuertas para que los excedentes comenzasen a salir al Río de la Villa. La capacidad de El Torcal según la estimación de estudios geológicos, es de 12 hectómetros. La Vega, por su parte, tiene unos 17 hectómetros de aguas subterráneas.

“El consumo de la población de Antequera de agua al año, es aproximadamente de 2,7-2,8 hectómetros cúbicos”, aclaró Barón. “Las aguas más profundas de El Torcal nunca han sido tocadas. Si hay un año pluviométrico regularizado, los bombeos debieran ser escasos y que el agua saliera por gravedad”.

Así mismo, Manuel Barón insistió en la necesidad de reconocer “La riqueza natural que tenemos, y la suerte de poseer un nacimiento de agua mineral natural propio apenas a 4 kilómetros de la ciudad, que garantiza un consumo de agua de calidad”.

Por su parte, José Manuel Barrientos, incidió en la capacidad del Manantial “para dar suministro a una extensa red de tuberías que llegan casi a 40 kilómetros, con el límite de Málaga y de la provincia de Córdoba”.

“El consumo debe ser responsable. Antequera está creciendo y el agua no es un recurso inagotable”
. De esta forma, Juan Álvarez, pide prudencia en su consumo. Más información, edición impresa sábado 17 de marzo de 2018 (pinche aquí y conozca dónde puede adquirir el ejemplar) o suscríbase y recíbalo en casa o en su ordenador, antes que nadie (suscripción).